Olmedo con niños, una excursión inolvidable.

El último finde del mes de enero, aprovechando que los niños y algunos de los papis teníamos tres días festivos, y, a pesar del frío, teníamos ganas de hacer alguna excursioncita de las nuestras, así que, ese mismo viernes, decidimos que el sábado nos íbamos a Olmedo (Valladolid) y que volvíamos el domingo por la noche.
Nos pusimos a buscar una casa rural y tuvimos mucha suerte porque encontramos una chulísima, y además, por ser enero, nos hicieron un 20% de descuento, ¡genial!

La excursión fue un éxito y niños y papis disfrutamos de lo lindo.

De Madrid salimos con un viento horroroso y cuando llegamos allí nada de nada.
Al llegar, en el jardín de la casa, los niños se encontraron con esta cabaña y estos columpios en los árboles



  y claro, os podéis imaginar, salieron del coche y a jugar y jugar como locos, ni siquiera entraron a ver la casa, y eso que les encanta, pero claro...


Deslizándose por los toneles ¡Qué divertido!

Lanzándose por la barra



Caminando por el puente.

¿Y qué me decís de la cabaña del árbol?, nosotros nos teníamos que agachar para poder entrar, mirar que chulada.


Esta era la cabaña de madera, con camita, mesa, cocina y todo.



La cocinita de la cabaña
Bueno, y algunas otras fotos del jardín de la casa




Nuestra casita, con chimenea y todo.



Después de pasar una mañana muy divertida, nos fuimos a comer y a pasear por Olmedo.

Una vez que habíamos repuesto fuerzas nos fuimos a visitar el Parque Temático del Mudéjar de Castilla y León




Este parque reune en un entorno único réplicas exactas a escala de los monumentos más interesantes de Castilla y León a lo largo de su historia y que representan el Arte Mudéjar.

Además hay varios trenes en miniatura que recorren todo el parque, juegos de agua, dos lagos con vida propia, zona de juegos, y ¡qué decir de la vegetación! El parque cuenta con casi 300 especies de plantas diferentes entre plantas acuáticas, coníferas, frondosas, arbustos, plantas de flor.
En este parque se ha querido representar una vegetación autóctona. En las zonas más altas hay variedades de pinos junto con especies de lugares diferentes de la geografía castellano leonesa que soportan muy bien los cambios bruscos de temperatura como arces, madroños, acebos, robles, encinas, hayas, olmos etc.
Aquí os enseñamos algunas de las fotografías que hicimos del parque.



Castillo de Coca (Segovia)

Iglesia de San Miguel de Olmedo, que se encuentra adosada a la muralla, su torre campanario se asienta directamente sobre un cubo de la muralla.

Iglesia de San Juan Bautista (Fresno el Viejo, Valladolid). Iglesia que se empezó a construir en la segunda mitad del s XII, de la cuál sólo es románica la cabecera, realizándose el cuerpo de tres naves a lo largo del s XIII.




Iglesia de San Tirso (Sahagún - León). Obra de mediados del s XII es uno de los ejemplos más antiguos de la arquitectura del ladrillo.


Palacio de Pedro I (Astullido - Palencia). Surge por el deseo expreso del rey Don PedroI y doña María de Padilla en el año 1354 y como anexo que actualmente ocupan las madres clarisas.

Puerta de San Basilio (Cuéllar - Segovia).



Ermita de San Saturio (Soria). Esta ermita se encuentra sobre una peña, en la falda de la Sierra de Santa Ana, a orillas del río Duero.



Tren en miniatura


Iglesia de San Boal (Pozaldez - Valladolid)

Castillo de la Mota (Medina del Campo - Valladolid)

Descubriendo el interior del Castillo de la Mota

Interior Castillo de la Mota

Fuente del Caño Nuevo (Olmedo - Valladolid)

A los niños, lo de entrar en los castillos les entusiasmo, tanto en el de Coca como en el de La Mota, corrieron, jugaron se escondieron en todos los monumentos que pudieron, siguieron el trayecto de los trenes en miniatura, en fin, disfrutaron como enanos.
Los papis jugamos con ellos metiéndonos en los castillos y escondiéndonos, les entusiasmaba guiarnos por dentro y enseñarnos los pasadizos. Todos salimos encantados de este parque, es una pasada, francamente recomendable.

Y si por algo es conocido Olmedo universalmente es por la obra de Lope de Vega, "El Caballero de Olmedo". Así que cuando salimos del parque, nos fuimos dando un paseo, al Palacio Caballero de Olmedo.

 "El Palacio Caballero de Olmedo te sumerge de lleno en la historia. Una experiencia lúdica, sensorial y emocional a través de Castilla, de Olmedo y del Siglo de Oro, de la mano de Lope de Vega, abriendo la puerta a una de las obras cumbres del teatro: El Caballero de Olmedo. 
 Es un museo único, que ofrece al visitante la posibilidad de vivir, en primera persona, la aventura del saber. Un viaje en el tiempo que, mediante el empleo de técnicas expositivas de vanguardia, nos permite ser testigos de la historia". (Web Palacio Caballero de Olmedo).









En la visita se recorren varias salas:

La información ha sido extraída de la web del Palacio de Olmedo.

Los personajes más importantes del siglo de oro se presentan ante los visitantes, ellos nos introducen en los siglos XVI y XVII. La estancia está presidida por la imagen de Doña Inés, tras la cortina se oculta la alcahueta Fabia.




Bienvenida de Lope Lope nos abre el túnel del tiempo, con sus palabras la voz crispada del caballero desaparece, una atmósfera sonora envolvente sostiene la tensión emocional. Lope aparece frente a los presentes, iluminado por una luz diáfana y el fondo oscuro sobre el que se recorta.

(Nada más entrar en esta sala sentimos que alguien nos regañaba por entrar en su casa, pero siendo Lope de Vega, se lo perdonamos todo. Enseguida nos introduce en los acontecimientos históricos de la época, La Reconquista, La Inquisición, El descubrimiento de América)




El Imperio Las referencias espaciales se desvanecen gracias a las geométricas curvas de sus paramentos. Estamos inmersos en el centro del universo: la ilusión del baile astral. El protagonista de este fascinante viaje es Cristóbal Colón.




La magia El espacio, tiene una forma multiédrica, que partiendo de un oscuro sótano asciende por un laberinto de escaleras que se cruzan y cruzan, y por el que asoman sugerentes puertas, huecos, hornacinas, salientes...; una experiencia para recordar...

(Esta es la sala más siniestra de todo el recorrido, donde conocimos a la alcahueta Fabía, ¿logrará sus propósitos?. A los niños les encantó esta sala, sobre todo a los chicos. Elena enseguida vino a darme la mano, je, je).



Sala de Lope La sala recurre a la simbología de Lope: la pluma, la espada, su dimensión religiosa, su faceta de hombre galante y su pasión por los libros. El facsímile gigante de "El Caballero de Olmedo" es el fondo escenográfico de la sala.
(Lo que nos reímos en esta sala con los piques entre Góngora y Quevedo).




Teatro Virtual: El visitante será por primera vez espectador de una obra de teatro de la época del siglo de Oro, a cierta distancia de los diversos "actores" de la obra. En la silueta de una mascara teatral presenciaremos la obra virtual que provoca en el visitante un efecto visual sorprendente.

(Nos encantó esta representación teatral)




Sala de La Dama: El jardín de Doña Inés es el decorado elegido para esta sala. Tras las trepidantes escenas anteriores, el visitante penetra en un espacio muy tranquilo. Una iluminación especial en tonos azulados desvela un jardín interior de fantasía.




El Duelo: Graderío teatral ambientado, que zambulle al viajero en un mundo mágico, en el que se resuelve el texto dramático de El Caballero de Olmedo. Un canto al mundo escénico, un paseo por el escenario, y una inculcación de amor al teatro.
(Aquí sentaditos, asistimos al duelo que luego fue asesinato, entre Don Rodrigo y el Caballero de Olmedo. Lope se despide de nosotros de una forma muy emotiva invitándonos a amar el teatro y a que disfrutemos de él).



La verdad es que merece la pena visitarlo, os lo recomendamos, eso si, a partir de 6 ó 7 años, aunque también depende de las características de cada niño.

Y cuando salimos, ya por la noche, nos fuimos a nuestra casa a pasar una noche estupenda todos juntos.

Al día siguiente amaneció lloviendo, no nos sorprendió, ya sabíamos las predicciones.
Nos fuimos a ver el Castillo de la Mota, en Medina del Campo, los niños nada más verlo salieron corriendo hacia la puerta de entrada. Les entusiasmó eso de haber entrado el día anterior al de miniatura y descubrir ahora el verdadero. Se fijaban en los detalles y decían "¡anda mira, esto también estaba en la réplica!".



¡Ja, ja!, en este foso ya no podíamos entrar y jugar como habíamos hecho el día anterior en el de miniatura. Pero los niños se dedicaron a tirar piedrecillas y cronometrar lo que tardaban en llegar al suelo.



Después dimos un paseo por la plaza de Medina del Campo y a comer.















Y ya volviendo nos desviamos un poquito para ver el Castillo de Coca por fuera, ya que en enero, habíamos visto en la web, que estaba cerrado.



Ya volvíamos a casa, íbamos en dos coches, jugando y contando chistes por los walkies. En principio no teníamos previstas más paradas, las aventuras de esta excursión habían llegado a su fin.
Pero... , de repente, pasamos por Navacerrada, aunque llovía, había mucha nieve, el paisaje estaba precioso, y dijimos, ¡venga! vamos a parar para disfrutar un poco de la nieve. Ya llovía menos, y total, llevábamos ropa para cambiarnos, así que, dijimos, ¡vamos a darles una sorpresa a los niños!








 
 




Y así de contentos terminamos esta preciosa excursión, lo pasamos pipa, y os animamos a que la hagáis con los niños.
Nosotros dejamos cosas por ver, así que volveremos.
Esperamos que os haya gustado la entrada y os de ideas para planear vuestra excursión.

9 comentarios:

  1. Que plan más chulo! Me lo apunto para próximos reportajes, me ha encantado, gracias!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te haya gustado. Lo pasamos muy bien.Está cerca de Madrid y se puede hacer cualquier fin de semana.

      Eliminar
  2. Muchas gracias amigos! Nos parece un plan chulísimo y lo habéis descrito con tanto detalle que es casi como que hubiera estado allí! Nos encanta viajar y conocer sitios nuevos así que este nos lo apuntamos.
    Muchas gracias por la recomendación!
    Vuestros amigos: http://planesdefamilia.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ana, me encanta ver que leyendo la entrada te has sentido como si ya hubieras estado allí. Muchas gracias por tu comentario.
      Es un placer compartir estas experiencias.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Hola, me acabo de hacer seguidor de vuestro blog. Me parece una forma de organizar los viajes muy original, y necesaria. Me gustaria que escribierais algo sobre Fuengirola para toda la familia. Se os animais y os apetece os escribo un articuo como bloguero invitado u os mando las fotos y la informacion. Hay unas cuantas cosas para unas vacaciones con los chavales, hasta un zoo y un antiguo castillo arabe medieval.
    Un abrazo fuerte a toda la familia

    ResponderEliminar
  4. Hola Carlos, me alegro que te guste la forma de organizar nuestros viajes, lo pasamos pipa y nos llevamos muy bien.
    Siento decirte que no puedo escribir nada sobre Fuengirola porque no he ido nunca y tampoco tengo información.
    Si quieres escribir tú un artículo como blogero invitado, nosotros encantados.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. ¿Cómo se llama el sitio donde os quedastéis? Me encantaría ir a esas casitas de madera con juegos para niños incirporados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola rocmat. El sitio donde nos alojamos es precioso, muy acogedor y estupendo para ir con niños.
      Te dejo el enlace a su página para que puedas verlo con más detalle.
      Un saludo.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...